miércoles, 26 de agosto de 2009

Budín de pan con chocolate


Esta es una receta clásica de la familia argentina. Aquí cuando nos queda pan de varios días, que se pone duro y ya nadie lo come, o la corteza del pan de sándwich, lo "reciclamos" (termino tan de moda) preparando este budín. También se lo puede hacer para fin de año cuando quedan restos de pan dulce, que al tener frutas y demás, quedan muy ricos. Vieron que todo el mundo lleva un pan dulce distinto y sumado a la cantidad de manjares que se suele preparar para las comilonas navideñas termina quedando comida para una semana.
Esta es otra forma de ponernos ecológicos y aprovechar eso que de otra manera desecharíamos. De no tener restos de pan se puede hacer con pan lactal también. El chocolate es optativo, yo lo hice para variar un poco del tradicional pero ustedes lo pueden hacer con lo que deseen: frutas abrillantadas, pepitas, nueces, o sólo, que también es una delicia y no podemos olvidar de mencionar lo económico que resulta.



Ingredientes

  • 400 g de miga de pan
  • 500 cc de leche tibia
  • 150 g de azúcar
  • 4 huevos
  • 1 cdta de ralladura de limón
  • 1 cdta de vainilla
  • 3 barritas de chocolate
  • 200 g de azúcar para el caramelo

Preparación

  1. Con los 200 g. de azúcar acaramelamos una budinera de unos 20 cm de diámetro. Reservamos.
  2. Cortamos bien chiquitas las migas de pan, le agregamos la leche, el azúcar y la ralladura, unimos bien.
  3. Aparte batimos los huevos y se lo agregamos a la preparación anterior. Por último saborizamos con la vainilla. También se le puede llegar a agregar una copita de algún licor.
  4. Una vez que unimos todo, lo colocamos en la budinera acaramelada.
  5. Allí introducimos el chocolate cortado en trocitos y tratamos de hundirlo para que queden dentro del budín.
  6. Ponemos en una fuente para horno a baño María y la llevamos a un horno medio durante 45 minutos. Dejamos enfriar a temperatura ambiente.
  7. Cuando lo queremos desmoldar pasamos la budinera por la hornalla para despegar el caramelo. Una vez desmoldado podemos llevarlo a heladera. Se puede acompañar con crema chantilly o dulce de leche.

3 comentarios:

Domingo dijo...

¿Pero cómo me haces esto, Nidia? ¿Acaso no sabes que estoy a dieta después de los excesos vacacionales? ¡Je,je,je! Qué rico, madre mía. ¡Hmmmm! :)_

Dolita dijo...

Hola otra vez por aquí.

Me alegra muchísimo que nos pongas tus estupendas recetas. Una lástima que no aparezcan em O.V. de España
Tengo pendiente tus arroz con albóndigas, quizás deberías subirlas aquí para que Domingo sufra :)

Besos

Nidia dijo...

Si fuera por mi subiría 100 juntas, no se por cual empezar. LA verdad que elegir entre tantas me está costando mucho pero ya veré cual pongo para que sigan saboreandose. Besos